Balanz University

¿En qué tipos de renta se puede invertir?

Mail-iconWhatsapp-iconLinkedin-icon

Los tipos de renta vienen determinados según el tipo de rentabilidad que ofrecen los instrumentos de inversión y su nivel de riesgo.

Existen dos grandes grupos: los instrumentos de renta fija y los instrumentos de renta variable. Cada uno tiene sus beneficios, acorde al objetivo de inversión.

Decidir si invertir en renta fija o renta variable va a depender del riesgo que queramos asumir con una inversión y de nuestro perfil de inversor.

La principal diferencia entre renta fija y renta variable va unida al grado de riesgo. El riesgo es la incertidumbre asociada a las inversiones, es el factor que puede hacer que la rentabilidad sea mayor o menor a la esperada. Otro indicador importante a tener en cuenta cuando evaluamos las diferencias entre los tipos de riesgo es el Horizonte de Inversión, ya que muchos activos tienen tiempo mínimo de permanencia.


¿Qué es la Renta Fija?

Es un tipo de inversión donde se conoce el monto de ganancia estimada en un periodo de tiempo establecido previamente. La renta fija generalmente es de bajo riesgo y ganancias medianamente predecibles.

Los instrumentos de renta fija son aquellos cuyo flujo de fondos conocemos al momento de realizar la inversión. Entre ellos, se destacan los bonos públicos y las obligaciones negociables, aunque también forman parte de este grupo otros instrumentos, como las cauciones y los pases.

Tanto el monto como la forma de pago de los intereses y de la amortización de capital de los activos de Renta Fija se pactan al momento de emitirlos y quedan plasmados en el prospecto de emisión.

¿Qué es la Renta Variable?

Los instrumentos de renta variable, por el contrario, son instrumentos cuya rentabilidad desconocemos a la hora de invertir. Generalmente son activos de mayor riesgo, ya que no está garantizada la rentabilidad ni el capital invertido.

Algunos de los instrumentos que forman parte de este grupo son las acciones y los CEDEARs.

El rendimiento de los activos de Renta Variable depende de la rentabilidad que genere la empresa, la tasa de interés, la inflación, las expectativas de los inversores y la coyuntura. La cotización de los CEDEARs, además, depende del tipo de cambio, ya que se trata de certificados de depósitos argentinos sobre activos que cotizan en mercados extranjeros. Estos activos pueden ser Acciones o ETFs.

La renta variable está dirigida para inversores que son capaces de afrontar mayores riesgos con el objetivo de obtener mayores ganancias, por eso es más indicada para inversores con perfil de riesgo agresivo.

¿Qué es la Renta Mixta?

Son una alternativa de inversión para quienes busquen una relación riesgo/rentabilidad intermedia. Es un tipo de Renta encontrado en los fondos comunes de inversión. Esta clasificación indica que dentro de la cartera de activos que compone el fondo, encontramos activos de renta fija y activos de renta variable.

El porcentaje de capital invertido en activos de renta fija y de renta variable dentro de un fondo de renta mixta depende del objetivo y de la estrategia que tenga el Fondo de inversión. Los fondos de renta mixta son indicados para diferentes perfiles de inversores y son buena opción para diversificar la inversión, combinando expectativas de rentabilidad superiores a las de la renta fija, sin asumir todo el riesgo que implica invertir todo en renta variable.

Artículo escrito por Balanz University

¿Sabés que tipo de inversor sos?

Conocelo realizando el test del inversor y accedé a la cartera de instrumentos recomendada para tu  perfil.

Cambiá tu forma de ahorrar

© 2022 Balanz Todos los derechos reservados.